Fernando Belasteguín, imparable

Fernando Belasteguín, historia viva del pádel. Imparable y quizá también inalcanzable. El 14 veces número 1 de mundo suma y sigue sin descanso. Y ayer en Valladolid volvió a dejar huella de su tesón al ganar 7-6 y 7-5 a su compañero HEAD Sanyo Gutiérrez y al sevillano Paquito Navarro.

Era la final número 200 que ganaba de un total de 250 finales disputadas. Los números son verdaderamente escalofriantes y sólo hacen que engrosar aún más la leyenda de Belasteguín.

El duelo de dos horas fue intenso y estuvo muy igualado en todo momento. En la sucesión del partido todo podría haber pasado dadas las cortas distancias en el marcador pero al final y ya en el octavo juego, Paquito y Sanyo no supieron aprovechar dos bolas de break que podrían haber sido decisivas. De modo, que una vez más Lima y Bela se coronaron como campeones ante un público entregado.

Unos 3.000 espectadores estuvieron al pie del cañón, a pesar del intenso calor, durante todo el encuentro y aplaudieron, se levantaron para celebrar golpes únicos… En definitiva todos ellos vibraron con el mejor pádel del mundo.

Parece que nada puede con Bela, ni siquiera las altas temperaturas. Y con este ya son 5 títulos esta temporada. Ya se sabe… ¡Este gran campeón está hecho de otra pasta!